Ayudas económicas para comprar un coche eléctrico en España: el Plan MOVEA

En un post anterior comentaba que nuestro país estaba aún un poco lejos de países como Noruega, donde se fomenta a lo grande la adquisición de vehículos eléctricos; la apuesta por la movilidad eléctrica en Noruega se manifiesta en iniciativas económicas como la exención del pago del IVA (un 25%), lo que reduce considerablemente el precio del vehículo y favorece la adquisición por parte del usuario de vehículos con este tipo de motor, desechando otros más contaminantes como los movidos por motores de combustión; el éxito de esta medida es tal que se ha prolongado esta reducción de precio hasta el año 2020. En España, como digo, no llegamos a estos extremos (espero que en algún momento de nuestro futuro este tipo de incentivos sean valorados por nuestros gobernantes), pero contamos con algunas ayudas estatales que es necesario mencionar.

Descripción del Plan MOVEA

En el marco de la Estrategia de Impulso del Vehículo con Energías Alternativas, creada por el Ministerio de Economía, Industria y Competitividad del Gobierno de España en 2014 y con vigencia hasta 2020, el Plan MOVEA (“Plan de Impulso a la movilidad de vehículos de energías alternativas para la adquisición de vehículos de energías alternativas y la implantación de puntos de recarga de vehículos eléctricos”, http://www.minetad.gob.es/industria/es-ES/Servicios/plan-movea/Paginas/ayudas-movea.aspx) es una iniciativa con la que se pretende fomentar la adquisición de los siguientes tipos de vehículos (tanto por su demanda como por su elevado coste frente a los tradicionales): los vehículos eléctricos, los de gas licuado de petróleo (GLP/Autogás), los de gas natural comprimido (GNC) y licuado (GNL), los propulsados con pilas de combustible de hidrógeno y las motos eléctricas. Si nos centramos en los turismos, el plan MOVEA establece que pueden recibir la subvención los siguientes tipos (copiamos directamente la información del Real Decreto 617/2017, de 16 de junio, que podéis consultar en este enlace: http://www.boe.es/diario_boe/txt.php?id=BOE-A-2017-7165):

En el caso de las motocicletas, se exige que tengan un motor exclusivamente eléctrico y que tengan baterías de litio, un motor con una potencia igual o superior a 3 kW y una autonomía mínima de 70 km.

Además, el Plan MOVEA va dirigido principalmente a la adquisición de vehículos nuevos, aunque en ciertos casos se admite la compra de un vehículo de hasta nueve meses de antigüedad desde la primera matriculación y su titular sea un concesionario o fabricante.

Cuantía de las ayudas del Plan MOVEA

La dotación general que el Gobierno da a este plan es de 14,26 millones de euros (se incluyen en esta cantidad también las ayudas destinadas a la creación de infraestructuras de recarga) y las ayudas para la compra de turismos oscilan entre los 500 euros y los 18000 que se destinan para adquirir autobuses y camiones; la dotación varía dependiendo del tipo de vehículo y del tipo de combustible que emplea. La compra de motocicletas eléctricas tiene una ayuda de entre 1500 y 2000 euros. De acuerdo con lo que se establece en este plan, los puntos de venta que se adscriban a este plan deberán aplicar un descuento adicional al cliente de, como mínimo, 1000 euros para los vehículos (excepto motos) y, si se trata de vehículos eléctricos, el concesionario también tendrá que comprometerse a facilitar la instalación de puntos de carga. Este último aspecto, esto es, el hecho de que se le asegure al cliente un punto de carga cercano en su ciudad, es algo que debemos valorar muy positivamente, puesto que supone el aumento de una infraestructura que, en nuestro país, es, por ahora, escasa y, por tanto, muy necesaria para los propietarios de coches eléctricos.

En el Artículo 6 del Real Decreto mencionado anteriormente, puede observarse la cuantía de las ayudas según el tipo de vehículo. Por ejemplo, si a título personal (esto es, no soy una empresa sino una persona física) quiero adquirir un turismo híbrido con un precio de venta de 32000 euros (es lo máximo para lo que te dan la ayuda), tendré acceso a ayudas que oscilan entre 1300 y 5500 euros dependiendo de la autonomía que ofrezca el coche que quiero comprar. Como decía anteriormente, a esta cantidad se le suma el descuento que puede hacernos el propio concesionario. Además, si damos de baja para chatarra otro vehículo, nos ofrecen una ayuda adicional que ronda los 750 euros (vehículos gasolina o diésel anteriores a 2007).

Las ayudas del Plan MOVEA 2017 están disponibles hasta el 15 de octubre de este año, por lo que, si estás pensando en comprar un coche de estas características, debes darte prisa y preguntar si aún quedan fondos.

Otras ayudas derivadas de la compra de vehículos eléctricos

Otra ayuda indirecta derivada de la compra de un coche eléctrico es que nos ahorramos el impuesto de matriculación, puesto que los coches eléctricos no emiten dióxido de carbono a la atmósfera. El impuesto de circulación también tiene una notable rebaja en estos vehículos en la mayoría de ayuntamientos de nuestro país, como sucede, por ejemplo, en grandes ciudades como Madrid o Barcelona, donde el descuento que se aplica es de un 75%.

IMPORTANTE ACTUALIZACIÓN: 15-NOV-2017 Por fin ha salido el BOE del Movalt!

http://www.boe.es/buscar/doc.php?id=BOE-A-2017-13158

Resumiendo. Para los particulares que compren coches eléctricos (grup M1), a partir de 72 kms de autonomía (todos los normales vamos) y con un límite de precio, de 32000 sin IVA. Nos tocará 5.500 euros del Plan + 1000 euros del concesionario, en total 6.500 euros de ayuda.

Esto deja, por ir al ejemplo más agradable, un Renault ZOE 41kWh con precio de salida 24.000 en unos 17.500 euros.  El Tesla Model 3 tendremos que ver, pero si su precio de salida (PVP) son por ejemplo 38000, sin IVA quedaría en 31.400 y entraría por los pelos en el plan Movalt, así que al final se te quedaría el mismo de 38 en precio final 31.500.